Clima y energía

Oportunidades para una Ley de Cambio Climático en Baleares

Amics de la Terra presentó el pasado 18 de noviembre un informe sobre las Oportunidades para una Ley de Cambio Climático, basado en las herramientas de los Presupuestos de Carbono y los Proyectos Domésticos de Reducción, con el objetivo de promocionar una Ley de Cambio Climático en las Islas Baleares.

Hector de Prado, responsable del área de Cambio Climático de Amigos de la Tierra presentó en Palma el informe Oportunidades para una Ley de Cambio climático en España basada en presupuestos de carbono, elaborado por Amigos de la Tierra y con el apoyo técnico de una consultora especializada. En este documento se expone la ventaja, a la vez que la necesidad, de la implantación de una ley transversal de cambio climático para reducir, de forma segura y planificada, las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). Este informe es el primer que introduce estos conceptos a España i nace con la intención de abrir el debate sobre la necesidad de una normativa jurídicamente vinculante para que las acciones para combatir el cambio climático sean viables y efectivas.

Amics de la Terra defiende que la implementación de una Ley de Cambio Climático puede ser el instrumento definitivo para hacer frente al reto del cambio climático, puesto que constituye un marco legislativo transversal, y permite introducir trayectorias concretas de reducción de obligado cumplimiento a medio y largo plazo. La Ley se podría desarrollar a partir de Presupuestos de Carbono, mecanismos que permiten establecer unos límites de emisión legalmente establecidos, para cada uno de los Gases de Efecto Invernadero (GEI) que cada sector emite, y en periodos de tiempos determinados. Por otro lado, el impulso de Proyectos Domésticos de Reducción constituirían oportunidades de inversión rentables, que podrían ahorrar en España mucho dinero que ahora se destinan a la compra de derechos de emisiones.

El documento se enmarca dentro de la campaña SOS Clima (llamada The Big Ask en Europa), que tiene por objetivo la demanda de leyes nacionales que permitan reducir anualmente las emisiones de GEI a 18 países de la Unión Europea. En el Reino Unido y Escocia esta campaña recibió el apoyo de la clase política, el sector empresarial y la sociedad civil, lo cual dio lugar a una ley que los puede permitir reducir sus emisiones de cara al 2020 en un 34 y 42%, demostrando que estos niveles de compromiso no sólo son posibles, sino que son muy necesarios.

La lucha contra el cambio climático es urgente porque si no actuamos a tiempo nos enfrentamos en graves consecuencias ambientales, sociales y económicas. España ha sobrepasado ampliamente el límite de las emisiones que se había marcado en el protocolo de Kyoto, y sólo en las Islas Baleares las emisiones de gases de efecto invernadero casi se han duplicado respeto los niveles que tenían cuando se redactó este protocolo. Es el momento de adoptar medidas políticas y mecanismos ambiciosos y eficaces para reducir las emisiones. Una ley de Cambio Climático, con objetivos anuales de reducción, es hoy por hoy el mejor camino para una planificación estratégica integradora, y viable económicamente a medio y largo plazo. El cambio climático es un hecho, y más tarde o más temprano los políticos tendrán que hacerle frente. Planificando unos presupuestos de reducción de emisiones de forma anticipada (cómo se propone en este estudio), se proporcionaría un escenario económicamente previsible a muy largo plazo, hecho que podría dotar de mayor competitividad a las empresas. Además, la implementación de una ley con estos mecanismos podría tener un carácter independiente de los cambios políticos, puesto que estaría regulado por un comité externo (cómo se hace en el Reino Unido).

La presentación de este estudio en Mallorca quiere incitar a los políticos de las Islas Baleares a discutir las posibilidad de implementar una ley que permita regular las emisiones de gases de efecto invernadero de una forma eficiente y eficaz para las Islas Baleares.

Al acto asistieron técnicos y políticos de diferentes niveles de la administración, como la Consejera de Medio ambiente del Consejo de Mallorca, Marilena Tugores, el Director General de Movilidad, Toni Verger, la Senadora Juana Xamena, y Maria Orts, Directora Insular de Asesoramiento Local, así como otros técnicos y representantes de algunos municipios.

La mayoría de representantes de los partidos políticos que se presentarán a las próximas elecciones (PP, PSM, PSOE, Iniciativa Verdes y Esquerra) también acudieron al acto, para estudiar si incluir esta propuesta dentro de su programa electoral.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on Pinterest